Un Tango Patrio

Como siempre, el tango reflejó momentos históricos de nuestra patria.

Nuestra independencia fue reflejada en el tango “9 de Julio” del compositor tucumano José Luis Padula, quien en 1916, al cumplirse el centenario de nuestra independencia, compuso este tango. La partitura tiene como alegoría precisamente la independencia y la casa de Tucumán.

La primera grabación correspondió a la orquesta de Roberto Firpo, quién incluyó en la misma los gritos de alegría por la independencia lograda.

El tango se popularizó instrumentalmente en los años treinta por Francisco Canaro y luego tuvo su mayor suceso en la versión rítmica de Juan D’arienzo, que la grabó en varias oportunidades.

Este tango tuvo dos letras, una de Lito Bayardo, donde se evoca un romance, y otra de Eugenio Cárdenas, quien escribe los versos dedicados a la fecha patria. Esta letra tuvo sólo una grabación comercial que perteneció al maestro Alberto Marino.

Agregamos a esta nota un video imperdible, documento históricodel Maestro Juan D’Arienzo y su orquesta interpretando el tango “9 de Julio” en un programa de tango realizado en la ciudad de Montevideo en 1972.

Mientras los clarines tocan diana

y el vibrar de las campanas

repercute en los confines,

mil recuerdos a los pechos

los inflama la alegría

por la gloria de este día

que nunca se ha de olvidar.

Deja, con su música, el pampero

sobre los patrios aleros

una belleza que encanta.

Y al conjuro de sus notas

las campiñas se levantan

saludando, reverentes,

al sol de la Libertad.

Brota, majestuoso, el Himno

de todo labio argentino.

Y las almas tremulantes de emoción,

a la Patria sólo saben bendecir

mientras los ecos repiten la canción

que dos genios han legado al porvenir.

Que la hermosa canción

por siempre vivirá

al calor del corazón.

Los campos están de fiesta

y por la floresta

el sol se derrama,

y a sus destellos de mágicas lumbres,

el llano y la cumbre

se envuelven de llamas.

Mientras que un criollo patriarcal

narra las horas

de las campañas

libertadoras,

cuando los hijos de este suelo

americano

por justa causa

demostraron

su valor.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s